Generalmente la mosquitera es un elemento añadido al edificio, que no evalúa ni prescribe el arquitecto.

En este artículo expongo 5 razones importantes por las que esto debería cambiar.

1. Es un elemento necesario para la salubridad que reduciría la posibilidad de potenciales pandemias

Las enfermedades transmitidas a las personas por otros organismos vivos causan más de 700.000 muertes cada año y graves secuelas a muchas personas, incluido malformaciones congénitas. El mosquito es uno de los vectores de transmisión más habituales, aunque no es el único. También la pulga, el piojo o la garrapata, entre otros, pueden transmitir enfermedades.

La incidencia de la transmisión de algunas enfermedades causadas por mosquitos es descomunal. Por ejemplo, se calcula que se infectan de Dengue anualmente más de 390 millones de personas. Alrededor de la mitad de la población mundial corre el riesgo de contagiarse.

El mosquito está extendido ampliamente en España. Existen en nuestro país diferentes especies de mosquito que, además de las molestas picaduras, pueden transmitir diferentes enfermedades a personas. Algunas de estas enfermedades pueden cursar con gravedad.

Una de las especies de mosquito abundantes en España es el Anopheles atroparvus que puede incluso transmitir el paludismo (ver Informe de Situación y Evaluación del Riesgo de paludismo en España de 2015).

El paludismo, está prácticamente erradicado en España desde 1964, aunque existen todos los años casos importados (entre 400 y 600 ). En 2010 y 2014 se detectaron 2 casos de transmisión autóctona en Huesca y Navarra de personas que no habían viajado a zonas donde la enfermedad es endémica (97 países en el mundo). Hay que tener en cuenta que esta enfermedad hace menos de un siglo existía en nuestro país incluso con zonas de endemia grave.

El riesgo actual no es cero y los brotes de esta enfermedad no son infrecuentes en países de nuestro entorno.

Otras enfermedades como el virus del Zika, el virus del Chikungunya o el Dengue citado anteriormente pueden ser transmitidos por el llamado «Mosquito tigre» (Aedes Albopictus, en su nombre científico). Este mosquito está establecido en algunas zonas de España, especialmente en la zona mediterránea.

Estas tres enfermedades se detectan de tanto en tanto en España como casos importados (241 casos de Chikungunya en 2014 principalmente a Cataluña y Madrid, 98 casos de Dengue en 2015 y se detecta el Zika desde 2016).

Los brotes de enfermedad causados por picadura de mosquito existen en nuestro país y son un riesgo real. Quizá el más reciente que todos recordaremos ocurrió el verano de 2020 con el brote del Virus del Nilo Occidental. 77 personas ingresaron en el hospital y 7 fallecieron. Algunas de las personas ingresadas lo fueron durante largas estancias debido a secuelas neurológicas. Este brote preocupa que vuelva a repetirse este verano.

La instalación de mosquiteras de manera generalizada sería una manera de prevenir posibles brotes y pandemias en el futuro de enfermedades con un potencial destructivo enorme.

2. En algunas zonas existe un riesgo especial

En cualquier vivienda que esté en la proximidad de zonas con agua estancada puede existir riesgo especial de picadura de mosquitos, si ese agua no está tratada para evitar su proliferación.

Existen muchos lugares donde pueden proliferar los mosquitos:

  • proximidades de lagos,
  • embalses,
  • piscinas no mantenidas adecuadamente,
  • acequias, zonas donde el agua se encharque,
  • balsas,
  • huertos,
  • jardines,
  • agujeros de árboles,
  • maceteros,
  • materiales sobre el que la lluvia pueda actuar y generar charcas (por ejemplo, desguaces de coches o almacenes de neumáticos al aire libre)
  • etc.

En algunos entornos existen riesgos especiales de transmisión de enfermedades potencialmente graves.

Esto ocurre por ejemplo en las proximidades a las marismas del Guadalquivir, donde recientemente se ha encontrado presencia del Virus del Nilo Occidental de linaje 2 –con mayor potencial de transmisión que el de linaje 1- tal y como se indica en este estudio.

Dado que algunas de estas enfermedades se transmiten por casos importados, los entornos de aeropuertos son zonas especialmente relevantes.

3. Es un elemento arquitectónico que precisa una adecuada integración en el hueco y puede aportar diferenciación

Existen muchos sistemas de mosquitera diferentes: fija, enrollable (de eje horizontal y de eje vertical), corredera, plisada, abatible, motorizada, etc.

La mosquitera puede instalarse además en diferentes posiciones del hueco: unida a la ventana, en el hueco entre ventana y persiana, por el exterior, por el interior (corredera).

Todo ello afecta a parámetros como la necesidad o no de una preinstalación eléctrica, el tipo de guía a elegir para ventana y persiana, el espacio necesario en el dintel y jamba, etc.

Por ello es importante que el arquitecto esté presente en estas decisiones, para que los «añadidos posteriores» no interfieran en la obra realizada y puedan generar riesgos o potenciales problemas de funcionamiento.

Además, la mosquitera es un elemento que aporta un plus de confort y que puede incluso incorporar funcionalidades extra para reducir el impacto en la salud de otros graves problemas ambientales como la contaminación del aire o los alérgenos.

Hablamos de prestaciones como el filtrado de aire contra el polvo, contaminación, aerosoles y el polen, lo cual puede ser de gran valor en determinados entornos contaminados.

En PERSAX disponemos de las exclusivas mosquiteras PURE que aportan estas ventajas citadas. Puedes descargar el folleto de la mosquitera PURE en este link.

4. Existen diferentes calidades y se precisa evaluación por parte de un técnico

En la mosquitera es muy importante la calidad de los componentes, el dimensionamiento adecuado al hueco y el control en su fabricación e instalación.

Existen en el mercado numerosos sistemas, no todos ellos con la calidad mínima requerida en especial en lo relativo a espesores de material y calidad de herrajes.

Por ello es importante que un técnico asista al promotor o particular en el mejor sistema a emplear.

5. Puede interferir en algunos parámetros empleados en cálculos del proyecto

En función del tipo de tejido y sistema, la instalación de mosquiteras puede afectar a factores incluidos en los diferentes Documentos Básicos del CTE.

Algunos de los parámetros que pueden verse afectados son la permeabilidad del hueco, el factor de sombra del hueco, o incluso a aspectos como la evacuación de ocupantes.

Por ello es aconsejable que sea algo incluido en el proyecto y que los arquitectos participen en su elección.

En PERSAX somos especialistas en sistemas de mosquitera. Si precisas de cualquier tipo de asistencia, puedes contactarnos en este formulario y estaremos encantados de atenderte sin compromiso.

Artículos Relacionados

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies